lunes, 12 de agosto de 2013

CENSO NACIONAL VS CENSOS REGIONALES

"Un Censo se define como un conjunto de actividades destinadas a recoger, recopilar, el padrón o lista de la población de una nación o pueblo en un momento determinado, la información demográfica social y económica, para luego evaluar, analizar y publicar o divulgar.

Viene a ser el operativo estadístico de mayor magnitud que debe afrontar el país en su conjunto, asimismo es la movilización más grande en tiempos de paz ya que participan en un censo, desde los empadronadores hasta la difusión de los resultados, más de 200 mil personas.

Un Censo permite ajustar y/o definir, implementar y evaluar planes, programas, políticas públicas y estrategias de desarrollo humano sostenible, económico y social en el ámbito nacional, departamental, sectorial, municipal y comunitario. Por otra parte proporcionará información para el diseño de un marco muestral para futuras investigaciones por muestreo.

En un Censo de Población la unidad de investigación es "el hogar", es decir una o varias personas, unidas o no por vínculos familiares, que viven juntas para proveer y satisfacer sus necesidades alimenticias y otras indispensables para vivir.

En un Censo de Vivienda la unidad de investigación es la "vivienda", es decir todo recinto de alojamiento estructuralmente separado e independiente que: haya sido construido, edificado, transformado o dispuesto para ser habitado por personas, siempre que en la fecha del Censo no se utilice totalmente para otra finalidad." (INE-Bolivia)

Hemos escuchado en algunas regiones, no solo post censo sino ex ante, a dirigentes políticos de oposición al gobierno poner en duda permanente la eficiencia técnica del mismo debido a un supuesto plan del gobierno para escamotear resultados en algunas poblaciones debido a que para nadie es desconocido que en todo el proceso constituyente esta oposición ensayó el desmembramiento de la unidad patria con la llamada "media luna".

Estas manifestaciones se han acentuado mas luego de conocidos los resultados oficiales que registran diferencias entre los datos preliminares anunciados por el presidente y entre los datos oficiales, de un 3,5%, parámetro normal a nivel mundial que sin embargo es rechazado cuando la mirada deja de ser nacional y se centra en resultados de cada región o departamento.

El inmediato anuncio del presidente respecto a la realización de auditorias nacionales e internacionales; no ha dejado duda de la voluntad gubernamental para zanjar todo tipo de controversias legítimas y de oportunismos de la radical derecha que busca cualquier controversia para sacarle partido; mucho más si su pilar fundamental en el proceso constituyente fue el de dividir regionalmente al país.

A objeto de no caer en confrontaciones estériles y desestabilizadoras de la paz social; es importante conocer el marco jurídico bajo el cual se realiza el censo en nuestro país.

La disposición contenida en la Constitución Política del Estado en el artículo 298 Parágrafo I, numeral 16, establece como una atribución privativa del Estado, la realización de Censos Nacionales, bajo este contexto, ninguna entidad territorial autónoma puede efectuar algún tipo de censo regional.

Conforme se establecen las atribuciones contenidas en las competencias asignadas al nivel departamental y municipal, la norma constitucional no regula la posibilidad de efectuar censos regionales ni municipales, más al contrario establece los mecanismos de redistribución y presupuesto para la ejecución de proyectos, según las asignaciones por distribución de recursos de coparticipación tributaria de IDH, además de las asignadas por el TGN.

El artículo 300, Parágrafo I, numeral 26 dispone la elaboración, aprobación y ejecución de sus programas de operaciones y presupuesto, que va en directa concordancia con el numeral 36, que dispone la administración de recursos, en el marco del presupuesto general de la nación. Esta distribución y asignación de presupuesto debe contemplar, la planificación, diseño y ejecución de proyectos, políticas, planes de ordenamiento, construcción de líneas férreas, aeropuertos, estadísticas departamentales, desarrollo económico departamental, entre otras, pero que sin embargo NO FACULTA a estas entidades territoriales, a la elaboración de un censo regional, caso contrario, de elaborarse un censo, esto comprendería incurrir en delitos penales por actos ilícitos en el ejercicio de sus funciones, tales como incumplimiento de deberes, conducta anti económica, actos lesivos al Estado, entre otros.

Asimismo, las competencias de los gobiernos municipales, establecidas en el artículo 302, parágrafo I, dispone según lo enunciado en el numeral 23) la facultad de elaborar, aprobar y ejecutar sus programas de operaciones y su presupuesto, así como lo dispuesto en el numeral 42, que regula la planificación del desarrollo municipal en concordancia con la planificación departamental y nacional, lo cual significa que en uso de sus atribuciones podrá elaborara, planificar y ejecutar este tipo de actividades, obras y acciones de orden municipal, empero tampoco contempla la posibilidad de que algún municipio del Estado Plurinacional tenga la atribución de efectuar un censo municipal, y mucho menos lo dispuesto en la Ley Nº 2028, de municipalidades, demás normativa concordante con la legislación municipal.

Los dos tipos de recursos supeditados al índice poblacional, van a estar en discusión, estos son 1) los fondos de Coparticipación Tributaria y 2) los IDH,

Asimismo existen tres aspectos muy importantes que van a ser sujetas de análisis.

a) Flujos migratorios. Los cambios en el ámbito sociopolítico del país, y la conversión de un Estado Republicano a Plurinacional determinó configurar un Estado multicultural y con Autonomías, por ello también se vino a colación el problema del mestizaje y los originarios.

En los últimos años, que van desde el penúltimo censo del año 2001, hasta este último; el estado Plurinacional ha crecido en población en unos departamentos y en otros no, por lo tanto este resultado va a tener dos efectos: el político en términos de representación parlamentaria y en términos económicos, con la redistribución de recursos de manera equitativa.

Según los datos proporcionados, se ha experimentado un crecimiento poblacional en términos absolutos en ciudades importantes como Santa Cruz ocupando ésta el primer lugar.

CARTOGRAFÍA. Los distintos municipios del país ya han puesto en mesa de discusión las divergencias al momento de ejecutar sus planes operativos anuales (POAs), dentro del margen constitucional establecido, incluso se presentan divergencias respecto a los límites entre uno y otro municipio, donde viven ya interconectadas por sendas urbanizaciones y asentamientos humanos, cuyas necesidades y demandas no son satisfechas a plenitud en ambos contextos por falta de una clara delimitación territorial.

Ante esta situación, la actualización cartográfica y el empadronamiento censal, deberán diseñar el nuevo marco cartográfico de acuerdo con las delimitaciones y segmentos que han sido establecidos en el censo 2012, acorde con la cuantificación de boletas censales, las cuales deban definir la pertenencia de territorios.

Redistribución Económica. De acuerdo con estos nuevos datos, el cambio en el mapa político y económico de Bolivia, definirán nuevos niveles de distribución y asignación de recursos que se realizará de acuerdo a los nuevos datos per capita, e incluirá la coparticipación tributaria, el Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) y el Impuesto Especial a los Hidrocarburos y Derivados (IEHD). Además de contemplar las variables del Programa de Alivio de Deuda para Países Pobres y Altamente Endeudados (HIPC) en los diferentes niveles del Estado.

Estos índices deben estar sujetos en su aplicación, en base al número de personas que habitan en cada departamento o región y en relación a los habitantes de cada municipio, lo cual también implícitamente implicará modificaciones, en lo que respecta la distribución de los escaños tanto en la representación nacional como en las asambleas regional y local.

Hay un decreto aprobado. La coparticipación reparte un impuesto en base a los datos per capita. La nueva asignación de dinero apenas tocará el 1% del Presupuesto General del Estado

El Celade es un organismo dependiente de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), especializado en censos de Latinoamérica y cuenta con expertos en demografía e información de la población, y será quien definirá la metodología y los criterios con los que se evaluarán y validarán los datos del censo.

En el Impuesto Directo a los Hidrocaburos (IDH) se creó un fondo de compensación para La Paz, Cochabamba y Santa Cruz, mediante el Decreto Supremo 28421, donde una parte se distribuye utilizando el criterio poblacional. Entonces, esta partecita va a estar influida por los datos reflejados en el censo de 2012 porque los otros porcentajes ya fueron definidos en la Ley de Hidrocarburos 3058 en los recursos que se dan por departamento productor y no productor.

El censo debe ser visto con mucho detenimiento y serenidad; sin ingredientes partidistas políticos que en lugar de aclarar enturbian resultados que son fundamentales para Bolivia; mucho mas cuando se reitera desde el mas alto nivel gubernamental que habran auditorias y cuando organismos internacionales de gran credibilidad anuncian su concurso.

Presidencia de la cámara de diputados.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.